Nuevo golpe a las mafias de pesca furtiva en Aragón: más de un kilómetro de redes ilegales intervenidas

 

ARAGÓN

 

Han sido descubiertas por agentes del Seprona de la Guardia Civil en el embalse oscense de Las Navas, en Loarre

Agentes de la Guardia Civil, durante el desmantelamiento de redes ilegales en el embalse oscense de Las Navas

R. PÉREZ Zaragoza  

La Guardia Civil ha asestado un nuevo golpe a las mafias de pesca furtiva que operan en Aragón. Acaba de intervenir más de un kilómetro de redes ilegales que habían sido extendidas en las aguas del embalse de Las Navas, en el municipio oscense de Loarre.

Según informó este martes la Guardia Civil, las redes fueron detectadas en el marco de la denominada «Operación Mandarina», que lleva a cabo el Seprona en la provincia de Huesca para buscar, localizar y desarticular grupos organizados de pesca furtiva. Se dedican a la pesca masiva con artes prohibidas, para obtener grandes cantidades de peces que luego comercializan ilegalmente dentro e incluso fuera de España.

En el embalse de Las Navas detectaron un total de 1,2 kilómetros de redes. Han sido desmanteladas por agentes del Seprona junto a efectivos del Grupo de Actividades Subacuáticas (GEAS) de la Guardia Civil.

Al desmantelar estas redes se encontraron atrapados en ellas 288 ejemplares de peces, que fueron de nuevo liberados en las aguas de este embalse.

Los agentes también encontraron en las inmediaciones una lancha neumática. Los miembros de esta banda de pescadores furtivos -a los que ahora se trata de identificar y localizar- la tenían escondida entre la maleza «y que supuestamente utilizaban para recoger el pescado atrapado en las redes».

«La práctica de este tipo de actividad, con métodos masivos e indiscriminados de captura, puede llegar a eliminar completamente la fauna de tamaño mediano y grande de las masas de aguas interiores en las que son instaladas», han destacado las mismas fuentes.

Durante todo este año, el Seprona ha tramitado 342 denuncias por infracciones administrativas de pesca, ha intervenido más de 4.000 metros de redes ilegales que habían sido instaladas en distintos embalses de la provincia de Huesca, y ha recuperado y devuelto a su medio natural alrededor de 900 ejemplares de diferentes especies piscícolas.

0 comments